6 alimentos fundamentales que desintoxican su hígado rápidamente

Con todos los alimentos procesados, aditivos y conservantes y la contaminación ambiental a los que nos enfrentamos cada día, su cuerpo estaría encantado de recibir un impulso de vez en cuando para mantener las cosas funcionando sin problemas.




Una de las principales formas en que el cuerpo se deshace de las toxinas es a través del hígado. El hígado regula la mayoría de los niveles químicos en la sangre, y excreta un producto llamado bilis para ayudar a descomponer las grasas, preparándolas para la digestión y la absorción. Toda la sangre que sale del estómago y los intestinos pasa a través del hígado, donde la sangre es procesada, desglosada, equilibrada y se convierte en nutrientes para que el cuerpo los utilice. El hígado está trabajando constantemente para desintoxicar la sangre y produciendo bilis para almacenar vitaminas esenciales, minerales y hierro. Cuando el hígado no está funcionando correctamente, el proceso de la digestión – en especial la digestión de las grasas – se ve muy afectado.

Hay un montón de planes para la desintoxicación del hígado, y la mayoría de ellos son fantásticos. Sin embargo, para mantener su hígado funcionando sin problemas todo el tiempo, simplemente incorpore estos seis alimentos importantes en su dieta para mantener un hígado sano y feliz.

1. Ajo

Tanto si te gusta como si lo odias, el ajo está lleno de una variedad de potentes beneficios para el hígado. El selenio es un mineral en el ajo que aumenta la acción de los antioxidantes para ayudar al hígado en el proceso de desintoxicación. La arginina es un aminoácido del ajo que juega un papel importante en la relajación de los vasos sanguíneos, lo que ayuda a aliviar la presión de la sangre en el hígado. El ajo también contiene vitamina B6, que actúa como un anti-inflamatorio del hígado, y vitamina C, que es el defensor antioxidante primario del cuerpo contra la oxidación celular que conduce al daño celular.

2. Pomelo

El pomelo es rico en vitamina C, así como glutatión, que es producido naturalmente por el hígado. El glutatión está implicado en varios procesos del cuerpo, incluyendo la construcción y reparación de tejidos, la producción de productos químicos y proteínas que se necesitan en el cuerpo, y el fortalecimiento del sistema inmunológico. El pomelo contiene más de 70 mg de glutatión, que ayuda al hígado en la producción de enzimas de desintoxicación.

3. Verduras

Los vegetales de hojas verdes se han demostrado que protegen el hígado mediante la neutralización de metales, productos químicos y pesticidas tanto de los alimentos como del medio ambiente. La rúcula, la espinaca y la achicoria aumentan el flujo de bilis para ayudar al cuerpo a deshacerse de los residuos. La remolacha, limpia y purifica la sangre para estimular la función hepática y la producción de nutrientes en el cuerpo. El brócoli, la coliflor, las coles de Bruselas y otras verduras crucíferas ayudan a las enzimas que produce el hígado para ayudar en la eliminación de toxinas.




4. Aguacates

Como si necesitaras otra razón para comer aguacates, son un súper alimento para el hígado. Contienen glutatión, así como vitamina C y E, que actúan como antioxidantes para neutralizar los radicales libres y protegen las células del hígado de los daños. La vitamina E y vitamina K en los aguacates actúan como un anti-inflamatorio y protegen el hígado de la inflamación dañina. Las grasas saludables de los aguacates también pueden mejorar los niveles de colesterol.

5. Nueces

Las nueces contienen el aminoácido arginina, que es imperativo para ayudar al hígado a desintoxicar el amoníaco. También son ricas en glutatión y ácidos grasos omega-3, que ayudan a apoyar la desintoxicación del hígado. Las nueces están llenas de antioxidantes que ayudan a neutralizar los radicales libres y grasas saludables insaturados que protegen contra la acumulación de grasa en el hígado. Estas grasas saludables son también esenciales para la construcción de membranas celulares fuertes alrededor de las células hepáticas.

6. Cúrcuma

El principal ingrediente activo de la cúrcuma es la curcumina, que es un poderoso antioxidante y anti-inflamatorio. La curcumina se cree que ayuda a proteger el conducto biliar para mejorar el flujo de la bilis, que actúa como un limpiador del hígado. Rejuvenece las células del hígado mediante la prevención de que toxinas y alcohol sean convertidos en compuestos nocivos que pueden dañar el hígado. Rociar un poco de cúrcuma en su comida es una gran manera de añadir un poco de sabor y cosechar sus beneficios para la salud.

Por favor, COMPARTE esta importante información de salud con tus amigos y familiares. ¡Gracias!

Fuente: David Wolfe

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal.

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



¿Quieres ver un vídeo chulo?

Los mejores consejos y noticias de salud
en tu email

Suscríbete y recibe los mejores consejos y noticias de salud en tu email

Tu E-mail (requerido)