7 deficiencias comunes relacionadas con la depresión y los trastornos del estado de ánimo

La mayoría de las personas son conscientes de la relación entre comer una dieta saludable y estar físicamente sano. Pero no hay tantas personas que se den cuenta de que la dieta también está directamente relacionada con la salud mental. Cuando su cerebro no obtiene los nutrientes que necesita para funcionar correctamente, comienza a sufrir. Si usted es deficiente en un nutriente importante, es más probable que desarrolle depresión u otros trastornos del estado de ánimo. Comer una dieta saludable y bien balanceada es tan importante para su salud mental como lo es para su salud física.




Aquí hay siete deficiencias de nutrientes que están relacionadas con la depresión y los trastornos del estado de ánimo:

1. Deficiencia de vitamina D

La vitamina D es una parte vital de un sistema inmunológico saludable, así como un cerebro sano. La mejor fuente natural de vitamina D es la luz solar. Los estudios han demostrado que las personas que sufren de depresión o trastornos de pánico a menudo tienen una deficiencia de vitamina D. Las personas que son deficientes en esta vitamina tienen un mayor riesgo de desarrollar depresión posteriormente en la vida.

2. Deficiencia de vitamina B

Los estudios han demostrado una relación entre la deficiencia de vitamina B y los trastornos del estado de ánimo, incluida la depresión. La vitamina B-12 y otras vitaminas B ayudan a producir químicos cerebrales que afectan el estado de ánimo y otras funciones cerebrales. Una deficiencia de vitamina B puede afectar el nivel de estos químicos en el cerebro, llevando a la depresión y otros trastornos de salud mental.

3. Deficiencia de Omega-3

Los ácidos grasos omega-3 se encuentran en alimentos como el pescado, semillas de lino y semillas de chía. Una deficiencia o un desequilibrio entre los ácidos grasos Omega-3 y Omega-6 podría contribuir a la depresión. Los ácidos grasos omega-3 son importantes para la salud cerebral. También ayudan a reducir la inflamación y el dolor. Las investigaciones han demostrado que muchas personas que sufren de depresión y trastornos del estado de ánimo también son deficientes en Omega-3.




4. Deficiencia de yodo

La tiroides, que es una de las glándulas más importantes del cuerpo, necesita yodo para funcionar correctamente. Una tiroides que no funciona correctamente puede causar problemas con el sistema inmunitario y el cerebro. Los estudios han demostrado que la deficiencia de yodo está relacionada con el deterioro cognitivo y los trastornos psiquiátricos.

5. Deficiencia de hierro

Una deficiencia de hierro puede llevar a muchos problemas de salud, incluyendo anemia. Los síntomas de la anemia son similares a los de la depresión. Entre ellas se incluyen la fatiga, la irritabilidad y la niebla cerebral. Cuando el cerebro y los nervios no tienen suficiente hierro para funcionar correctamente, comienzan a experimentar problemas con la señalización de los neurotransmisores. Esto puede causar muchos síntomas psiquiátricos diferentes, incluyendo ansiedad y depresión.

6. Deficiencia de aminoácidos

Los aminoácidos se pueden encontrar en proteínas animales, mariscos, legumbres, nueces, semillas y granos integrales. Su cuerpo depende de los aminoácidos para digerir los alimentos, para construir y reparar tejidos y para transportar moléculas a través de su cuerpo, como el oxígeno. Los estudios han demostrado que los suplementos que contienen aminoácidos han demostrado reducir los síntomas en pacientes que sufren de trastornos mentales. Los aminoácidos se convierten en neurotransmisores que ayudan a aliviar la depresión y otros problemas de salud mental.




7. Deficiencia de folato

La investigación ha demostrado que las personas que sufren de depresión tienen, en promedio, un 25% menos niveles de folato en la sangre que las personas sanas. Un estudio encontró que 500 mcg de ácido fólico mejoraron la efectividad de los medicamentos antidepresivos. El folato desempeña un papel crítico en las vías metabólicas cerebrales. Sin suficiente folato en el cuerpo, el cerebro sufre.

Por favor, COMPARTA esta importante información de salud con sus amigos y familiares. ¡Gracias!

Fuente: David Wolfe

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal.

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



NEWSLETTER CONOCER SALUD

Recibe una dosis diaria en tu email

* requerido