Bomberos advierten a los padres que comprueben la ubicación del teléfono y cargadores de los niños

El Departamento de Bomberos de Newton, New Hampshire (EE.UU.), lanzó recientemente una advertencia pública sobre la carga de teléfonos móviles y tablets en la cama. Como la mayoría de las familias poseen múltiples dispositivos de este tipo, no es raro que padres e hijos duerman con teléfonos, tablets y otras formas de tecnología en la misma habitación. De hecho, más del 50% de los adolescentes reportan que se duermen con sus teléfonos móviles cargando en sus camas, a menudo debajo de sus almohadas o sábanas.




Peligro de incendio al cargar el teléfono

Como una familia de New Hampshire se enteró por las malas, este hábito puede representar una amenaza de incendio para toda la familia. Los cargadores para teléfonos, tabletas, computadoras portátiles y dispositivos de juegos generan calor excesivo; sin suficiente ventilación, los incendios pueden comenzar.

Research has revealed that 53% of children/teens charge their phone or tablet either on their bed or under their pillow….

Posted by Newton NH Fire Department on martes, 27 de junio de 2017

Incidentes como este recuerdan a la reciente retirada del Samsung Galaxy Note 7. Una batería defectuosa aumentaba el riesgo de peligro de incendio, lo que provocó que al menos 112 clientes desprevenidos de Samsung se despertaran con un teléfono frito (o peor). Si bien es importante prestar atención a las retiradas de productos como este, el hábito de mantener el teléfono alejado de las sábanas y colchas inflamables, independientemente del tipo de tecnología que esté utilizando, puede ayudar a proteger a su familia.

Riesgos adicionales de cargar el teléfono en la cama

El beneficio adicional de mantener su pantalla alejada de su cama es reducir los efectos negativos que puede tener en su ciclo de sueño.




El “reloj” natural de tu cuerpo está regulado por la luz; para la mayoría de la existencia humana, esta era principalmente el sol. Sin embargo, hoy en día, los científicos han encontrado que mirar a la luz azul (el tipo de luz emitida por el teléfono móvil, tabletas y pantallas de televisión) puede influir en los ritmos circadianos de su cuerpo para que la liberación natural de hormonas inducidas por el sueño se vea interrumpida.

La luz azul no sólo arruina su sueño de calidad, el efecto se extiende a su riesgo de enfermedades graves como la diabetes e incluso el cáncer. Según un estudio de Harvard, cuando los ciclos del sueño de las personas se cambian regularmente, sus hormonas de leptina disminuyeron (así que no se sentían llenas después de comer) y sus niveles de azúcar en la sangre aumentaron. Varios estudios también han vinculado el trabajo nocturno y la exposición nocturna a las luces con el cáncer, las enfermedades cardíacas y la obesidad.

Sin embargo, lo que podría ser el factor más preocupante es que las nuevas tecnologías tienen un elemento notable de adicción.

Cómo reducir su riesgo

La Facultad de Medicina de Harvard ha publicado las siguientes directrices al público para tener un tiempo de pantalla seguro:

  • Use luces rojas oscuras como luces nocturnas. La luz roja tiene menor poder para cambiar el ritmo circadiano y suprimir la melatonina.
  • Evite mirar pantallas brillantes dos o tres horas antes de acostarse.
  • Si usted trabaja un turno de noche o usa muchos aparatos electrónicos durante la noche, considere usar lentes de bloqueo azul o instalar una aplicación que filtre la longitud de onda azul/verde por la noche.
  • Expóngase a mucha luz brillante durante el día, lo que aumentará su capacidad para dormir por la noche, así como su estado de ánimo y alerta durante el día.

Por favor, COMPARTA esta importante información de salud con sus amigos y familiares. ¡Gracias!





¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal.

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Los mejores consejos y noticias de salud
en tu email

Suscríbete y recibe los mejores consejos y noticias de salud en tu email

Tu E-mail (requerido)