8 Señales de narcisismo que la mayoría de la gente ignora hasta que es demasiado tarde


Todos hemos estado en contacto con algún narcisista llamativo. Su ensimismamiento no puede ser un error. Pero también está el narcisista encubierto, que no es tan fácil de detectar“. María Bogdanos.

Son igualmente destructivos

A pesar de las diferencias externas entre narcisistas “llamativos” y “encubiertos”, el daño producido por ambos es prácticamente el mismo.




De hecho, la única diferencia entre los dos tipos de narcisistas es la forma en que “llevan a cabo sus asuntos”. Los narcisistas llamativos son lo suficientemente ingenuos como para pensar que nadie se dará cuenta de sus manierismos – y actuar en consecuencia.

Los narcisistas encubiertos muestran su exterior falso deliberada y hábilmente. Lo más probable es que este tipo tenga una mejor comprensión de la psicología humana, e intenta usar este conocimiento para su beneficio.

Este artículo se enfoca en ocho comportamientos narcisistas que muchas personas o ignoran intencionalmente, o no perciben.

8 SIGNOS DE NARCISISMO QUE LA MAYORÍA DE LA GENTE IGNORA

1. NO SE PREOCUPAN DE LOS DEMÁS

Los narcisistas son famosos por simplificar o minimizar las necesidades de los demás. No se molestan en explicar los detalles de una situación (como cuando alguien los confronta con evidencia empírica de su condición).

No espere que el narcisista se preocupe por nadie ni por nada más que a sí mismo.




2. INCAPACIDAD PARA ESCUCHAR

Cuando un narcisista no está hablando (algo raro), es probable que tampoco esté escuchando. Están demasiado ansiosos por seguir adelante sin sentido, pero no espere que ellos sintonicen cuando sea su turno de hablar.

Enfocarse en lo que alguien tiene que decir requiere un poco de esfuerzo y energía, que los narcisistas no están dispuestos a dar.

3. COMUNICACIÓN INADECUADA

En una nota relacionada, los narcisistas son terribles comunicadores. Son demasiado sensibles (léase: frágiles) y se ofenden personalmente ante la más mínima crítica percibida.

No poseen ni la necesidad ni el deseo de dialogar sobre nada que no les beneficie. Es común que los narcisistas intenten disfrazar su enojo no usando palabras, sino optando por ser pasivos-agresivos.

4. HUMILDAD NO AUTÉNTICA

Como sabes, los narcisistas son maestros en mover los hilos de otras personas. En este sentido, a menudo mostrarán una falsa humildad para provocar la admiración de los demás.




¿Por qué?

Porque cuanta más gente se sienta atraída hacia ellos, más opciones tiene el narcisista para hacer lo que mejor sabe hacer: manipular.

5. AUSENCIA DE EMPATÍA

Los narcisistas no se preocupan por nadie. Para ellos, usted es sólo un medio para alcanzar un fin.

De todos los signos externos de narcisismo, la falta de empatía es quizás el más común. Si alguna vez no está seguro de las intenciones de alguien, sólo intente solicitar un poco de simpatía.

No encontrará ninguno, y su hipótesis inicial se demostrará correcta. Y lo que es más importante, se ahorrará un poco de dolor y frustración.

6. SU “INTELIGENCIA”

Es curioso cómo algunos narcisistas se jactan de su inteligencia, aunque nadie más esté de acuerdo. Intentan parecer sabelotodo, pero a menudo terminan haciendo el ridículo.

Peor aún, es casi imposible colaborar con los narcisistas, ya que se consideran mucho más inteligentes y perspicaces.

Esto no quiere decir que los narcisistas inteligentes no existan – ciertamente existen, pero son lo suficientemente inteligentes como para no difundirlo.

7. SENTIDO DE DERECHO

Cuando se trata de querer algo, un narcisista a menudo actúa como un niño de 2 años que quiere su biberón. El narcisista debe tener algo simplemente porque lo quiere – y este es el único criterio.

No hace falta decir que los narcisistas no tienen ningún concepto de mérito y siempre están buscando la salida fácil en cualquier situación dada.

8. UNA BÚSQUEDA INTERMINABLE DE LA FELICIDAD

Si hay una cosa que hay que compadecerse del estado de ánimo de un narcisista, es ésta: nada puede o va a hacerlos felices. La fama, el dinero, el poder, lo que sea, nunca es suficiente.

Tal vez otra cosa que hay que lamentar: cualquier individuo común y corriente acudirá a sus seres queridos en busca de verdadera felicidad, cosa que los narcisistas no pueden hacer.

Reflexiones finales

El artículo ofrece algunas palabras duras que pertenecen a la personalidad narcisista. Y algunas de estas palabras son bien merecidas desde un punto de vista personal.

Vale la pena recordar, sin embargo, que los narcisistas son seres humanos con un trastorno de personalidad genuino y médicamente válido. El Trastorno Narcisista de Personalidad (NPD, por sus siglas en inglés) se origina en la niñez, lo cual deja un vacío permanente en el corazón de la persona.

Más específicamente, de acuerdo con los psicólogos, a los narcisistas usualmente se les da demasiada atención o se les descuida por completo durante sus primeros años. Están programados para comportarse como lo hacen.

La mayoría de las personas estarán de acuerdo en que la negligencia emocional es traumática, y los expertos están de acuerdo. Sin embargo, está por ver si alguna vez llegaremos a una opinión consensuada sobre el hecho de ser malcriados.

También es importante entender que, aunque podemos respetar la humanidad de un narcisista, no necesitamos someternos a su comportamiento. Su salud emocional, mental y física debe ser lo primero.

Siempre y cuando prestemos atención, pensemos racionalmente y no saquemos conclusiones precipitadas, tendremos una idea bastante clara de quién es la persona real que está debajo.


¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal. Pulsa AQUÍ.

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!