7 síntomas del cáncer de pulmón

Alrededor de una cuarta parte de todas las personas con cáncer de pulmón no tienen síntomas cuando el cáncer se diagnostica. Estos cánceres se identifican generalmente cuando se realiza una radiografía de tórax por otra razón. Las otras tres cuartas partes de las personas desarrollan algunos de los síntomas. Los síntomas se deben a los efectos directos del tumor primario; o a efectos del cáncer extendido a otras partes del cuerpo (metástasis); o a alteraciones de las hormonas, sangre, u otros sistemas.




Los síntomas del cáncer de pulmón incluyen tos, tos con sangre o flema de color óxido, fatiga, una inexplicable pérdida de peso, infecciones respiratorias recurrentes, ronquera, sibilancias y dificultad para respirar.

Principales síntomas del cáncer de pulmón

  1. Una nueva tos de un fumador o ex fumador debe plantear la preocupación por el cáncer de pulmón.
  2. Una tos que no desaparece o empeora con el tiempo debe ser evaluada por un médico.
  3. Una tos con sangre (hemoptisis), ocurre en un número significativo de personas que tienen cáncer de pulmón. Cualquier cantidad sangre con la tos debe ser evaluada por un médico.
  4. El dolor en el pecho es un síntoma en aproximadamente una cuarta parte de las personas con cáncer de pulmón. El dolor es sordo, y persistente.
  5. La falta de aire suele ser resultado de una obstrucción en una parte del pulmón, la recogida de líquido alrededor del pulmón (efusión pleural), o la propagación de tumor a través de los pulmones.
  6. Sibilancias o ronquera pueden ser señales de obstrucción o inflamación en los pulmones que pueden ir junto con el cáncer.
  7. Repetidas infecciones respiratorias, tales como bronquitis o neumonía pueden ser un síntoma de cáncer de pulmón.

Los síntomas del cáncer metastásico dependen de la extensión y localización de la propagación del cáncer.

  • El cáncer de pulmón generalmente se disemina al hígado, los huesos y el cerebro.
  • El cáncer de pulmón metastásico en el hígado puede causar coloración amarillenta de la piel y los ojos (ictericia), pero puede no causar ningún síntoma perceptible en el momento del diagnóstico.
  • El cáncer de pulmón que ha metastatizado hasta el hueso causa dolor en los huesos, por lo general en los huesos de la columna vertebral (vértebras), los huesos de los muslos, y las costillas.
  • El cáncer de pulmón que se disemina al cerebro puede causar dificultades con dolores de cabeza, visión, debilidad en un lado del cuerpo, y/o convulsiones.

Los síndromes paraneoplásicos son los efectos indirectos y remotos de cáncer no relacionado con la invasión directa. Los síntomas incluyen lo siguientes:

  • La formación de hueso nuevo (sobre todo en las puntas de los dedos) puede ser dolorosa
  • Altos niveles de calcio en la sangre
  • Coágulos de sangre
  • Niveles bajos de sodio en la sangre

Por favor, COMPARTA esta importante información de salud con sus amigos y familiares. ¡Gracias!

Fuente: WebMD

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor artículo de cada día en nuestro canal.

¿Te ha gustado?






¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!



Los mejores consejos y noticias de salud
en tu email

Suscríbete y recibe los mejores consejos y noticias de salud en tu email

Tu E-mail (requerido)